jueves, 13 de julio de 2017

Lo que debes saber de la Huelga y Cierre Patronal

La Huelga

Es la cesación de la prestación de trabajo llevada a cabo de forma colectiva y concertada por los trabajadores.

Procedimiento

- La declaración de huelga ha de realizarse por acuerdo de los representantes de los trabajadores, adoptado en reunión conjunta y por mayoría, levantando el acta correspondiente. Por decisión de los propios trabajadores afectados por el conflicto, en cuyo caso la votación habrá de ser secreta y se decidirá por mayoría simple. Por acuerdo adoptado por las organizaciones sindicales con implantación en el ámbito laboral al que la huelga se extienda.

- Debe efectuarse una comunicación al empresario o empresarios afectados y a la autoridad laboral, por escrito y con cinco días naturales de antelación a la fecha del inicio. En caso de empresas de servicios públicos, el preaviso será de diez días naturales.

- Debe designarse un comité de huelga, que estará formado como máximo por 12 trabajadores de los centros de trabajo afectados. Corresponde a dicho comité participar en cuantas actuaciones sindicales, administrativas o judiciales se realicen para la solución del conflicto, así como garantizar durante la huelga la prestación de los servicios necesarios para la seguridad de las personas y de las cosas, mantenimiento de locales, maquinaria, instalaciones y demás atenciones necesarias para reanudar la actividad de la empresa.


Efectos

- El ejercicio del derecho de huelga no extingue la relación de trabajo.

- Durante la huelga el contrato se considera en suspenso, el trabajador no tendrá derecho al salario y se encontrará en situación de alta especial en la Seguridad Social, con suspensión de la obligación de cotización por parte de la empresa y del trabajador.

- Se respetará la libertad de trabajo de aquellos trabajadores que no quieran sumarse a la huelga.

- Los trabajadores en huelga podrán efectuar publicidad de la misma en forma pacífica, y llevar a efecto recogida de fondos, sin coacción alguna.

- Durante la huelga, los huelguistas no pueden ser sustituidos por trabajadores que no estuviesen vinculados a la empresa en el momento de ser declarada la huelga.

- Pese a la huelga, pueden estar obligados a prestar sus servicios los trabajadores que atiendan servicios de seguridad o mantenimiento de la empresa.

- En el caso de empresas que presten servicios públicos o de reconocida e inaplazable necesidad, la autoridad gubernativa puede acordar medidas para asegurar el funcionamiento de estos servicios.

- El trabajador no tendrá derecho a prestación económica por incapacidad temporal que se inicie durante esta situación y mientras ésta subsista.

- El trabajador no tendrá derecho a la prestación por desempleo por el hecho mismo de la suspensión del contrato de trabajo.

Huelgas ilícitas y huelgas ilegales

- Son ilícitas las huelgas rotatorias, las de celo o trabajo a reglamento, las que se realicen en sectores estratégicos con la finalidad de interrumpir todo el proceso productivo y, en general, cualquier forma de alteración colectiva del régimen de trabajo distinta a la huelga.

- Son ilegales las huelgas por motivos políticos, las de solidaridad o apoyo y las que tengan por objeto alterar, dentro de su periodo de vigencia, lo pactado en un convenio colectivo.

Resolución de la huelga

- Desde el momento del preaviso y durante la huelga, el comité de huelga y el empresario y, en su caso, los representantes designados por los distintos comités de huelga y por los empresarios afectados, deberán negociar para llegar a un acuerdo. El pacto que ponga fin a la huelga tendrá la misma eficacia que lo acordado en convenio colectivo.

- El Gobierno, a propuesta del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, o, en su caso, el Gobierno de la Comunidad Autónoma a propuesta del órgano correspondiente, podrá acordar el establecimiento de un arbitraje obligatorio, teniendo en cuenta la duración y las consecuencias de la huelga, la posición de las partes y el perjuicio grave de la economía nacional, respetando el requisito de imparcialidad de los árbitros.



Suscríbete al canal de Youtube 

Cierre Patronal

Es el cierre del centro de trabajo decidido por el empresario, en caso de huelga o cualquier otra modalidad de irregularidad colectiva en el régimen de trabajo, cuando concurra alguna de las circunstancias siguientes:

- Notorio peligro de violencia para las personas o de daños graves para las cosas.

- Ocupación ilegal del centro de trabajo o peligro cierto de que se produzca.

- Inasistencia o irregularidades en el trabajo de tal volumen que impidan gravemente el proceso normal de producción.

Actuaciones

- El empresario que proceda al cierre del centro de trabajo deberá comunicarlo en el plazo de doce horas a la autoridad laboral.

- El cierre de los centros de trabajo se limitará al tiempo indispensable para asegurar la reanudación de la actividad, o para la remoción de las causas que lo motivaron.

- La reapertura del centro de trabajo se efectuará, una vez extinguidas las causas que lo motivaron, a iniciativa del propio empresario o a instancia de los trabajadores o requerimiento de la autoridad laboral.

Efectos

- Durante el cierre patronal el contrato de trabajo se entenderá suspendido, no teniendo el trabajador derecho al salario y se encontrará en situación de alta especial en la Seguridad Social.

- El trabajador no tendrá derecho a prestación económica por incapacidad temporal que se inicie durante esta situación y mientras ésta subsista.

- El trabajador no tendrá derecho a prestación por desempleo por el hecho mismo de la suspensión del contrato de trabajo.


Fuente: Ministerio de Empleo y Seguridad Social

lunes, 3 de julio de 2017

La transformación se elige


Lo que otras personas piensen de ti, es su realidad... no la tuya


En la medida que alguien te quiere lastimar, en esa medida ese alguien se lastima a si mismo.  
Pero el problema es de él y no tuyo.  
Tú decides si lo aceptas o no.

No te tomes nada personalNi la peor ofensa. Ni el peor desaire. Ni la más grave herida.

2 ofertas empleo convocada por AUTORIDAD PORTUARIA DE SANTA CRUZ DE TENERIFE



2 ofertas Empleo en Tenerife convocada por AUTORIDAD PORTUARIA DE SANTA CRUZ DE TENERIFE:

- Responsable de Prevención de Riesgos Laborales.

- Técnico de Dominio Público, Licenciado o Grado en Derecho.

+info en: www.puertosdetenerife.org

Pruebas selectivas al Cuerpo de Administradores en Canarias



CONSEJERÍA DE PRESIDENCIA, JUSTICIA, E IGUALDAD del Gobierno de Canarias.

Convoca pruebas selectivas para ingresar, por el sistema general de acceso libre, en el Cuerpo Superior de Administradores, Escala de Administradores Generales (Grupo A, Subgrupo A1), de la Administración Pública de la Comunidad Autónoma de Canarias.

TITULACIÓN: Grado. También podrán participar quienes estén en posesión de los títulos oficiales de Doctor/a, Licenciado/a, Ingeniero/a o Arquitecto/a.

PLAZO: 20 días hábiles, contados desde el día siguiente al de la publicación en el BOC.

sábado, 24 de junio de 2017

Como mejorar mi escucha. El silencio y la escucha empática

El silencio es una forma de comunicación. Por tanto, debemos saber gestionar y administrar el lenguaje del silencio.

La naturaleza es sabia y nos ha dotado de dos orejas y una boca para poder escuchar el doble de lo que hablamos. Y no olvides que escuchar es la mejor manera de comunicar con otras personas.


La palabra no te permite volver atrás. Por eso, dice el proverbio árabe: “Eres esclavo de tus palabras y dueño de tu silencio”

Además, el silencio es una herramienta estratégica en la gestión de los conflictos que siempre explico en mis clases de Formación y Orientación Laboral e insisto sobre el autoconocimiento, ya que difícilmente se puede entender a los demás si uno no es capaz de saber quién es.

Ya lo dijo el filósofo Kant: “No vemos a los demás como son, sino como somos nosotros” ¿podemos dejar de lado nuestras creencias en el momento de escuchar? Nuestras creencias hacen que veamos solo lo que queremos.


Pero en ocasiones el silencio se hace insoportable en personas que tienen demasiado ruido dentro de ellos mismos ya sea por miedo o inseguridad.

“La manera que vemos el problema, es el problema” Stephen R. Covey


Suscríbete a nuestro canal de Youtube

El silencio como forma de comunicación necesita de la empatía. Sentir lo que sienten los demás, sentir con los demás se hace tanto o más importante que el autoconocimiento.


El silencio junto a la empatía escucha lo que no se está diciendo. Es oír desde el corazón. Por eso, el silencio puede ser a veces una poderosa arma de comunicación.

El segundo de los 8 versos del Entrenamiento de la Mente de Geshe Langri Thangpa dice: "Siempre que esté en compañía de otros, me veré como el más insignificante entre ellos, y desde los más profundo de mi corazón apreciaré a los demás como supremos.

Si quieres tener una vida plena entrena cada día tus ganas de comprender a otros.

Aunque vivimos en tiempos caracterizados por la rapidez y la conectividad nos falta conectar con nosotros mismos. Y para ello, es necesario estar en silencio. El escucharnos permitirá conocernos.



Un buen conversador es un buen escuchador. Siempre que nos permitimos escuchar, aprendemos.

Actividad: La clase se separa en parejas. Y en parejas se pide realizar el siguiente ejercicio, disponiendo de 3 minutos. Una persona  "A" comunicará una historia utilizando solamente la comunicación gestual. No puede hablar. 
La otra persona "B" utilizará la escucha activa y al final comunicará en clase lo que ha entendido de la comunicación no verbal de "A". 
Posteriormente, "A" comentará en clase lo que había comunicado gestualmente.


lunes, 19 de junio de 2017

Como mejorar tu vida. En el presente, aquí y ahora.

Vivir en el momento presente es lo que nos permite estar conectados con nosotros mismos.


Sin embargo, insistimos en angustiarnos por lo que hicimos o dejamos de hacer en el pasado, o nos preocupamos por lo que puede llegar a suceder en el futuro. El pasado no está y el futuro, está por llegar. El presente es lo único real.

El secreto es estar consciente de lo que hacemos en el momento presente y así disfrutar cada minuto de nuestra vida. Seamos conscientes de lo que está ocurriendo en el presente inmediato, es decir, en el aquí y en el ahora.


Suscríbete a nuestro canal de Youtube

El presente es la vida real, por eso desengánchate de tu pasado y no te anticipes al futuro. Nuestros pensamientos se refieren al pasado o al futuro y hacemos que el sentido de lo que somos dependa del pasado, donde encuentra una identidad, o del futuro donde busca una autorealización.


Estar en el momento presente es vivir la vida.

Al principio algo tan sencillo como centrarte en tu respiración te ayudará a parar y conectar con el único momento que tienes, este momento.  Aportar presencia a las cosas que haces te conecta con el aquí y el ahora. Igual que un niño pequeño que juega y disfruta sin pensar en lo que va a hacer esa misma tarde, o en lo que va a comer o a qué hora se irá a dormir.

Las cosas que nos pasan son hechos, situaciones y tu consciencia debe de estar por encima de tus pensamientos sobre ellos, para evitar hacerte daño. Nadie te hace ese daño, te lo haces tú, a ti mismo, con tus interpretaciones. Interpretaciones que producen emociones, emociones que después manifestamos físicamente.


La causa inicial de la infelicidad no es nunca la situación sino tus pensamientos sobre ella. No estamos limitados por nuestros genes sino por nuestra percepción y creencias.

“El hoy es un regalo, por eso se llama presente” Kung Fu Panda


Pregunta: ¿Vives con consciencia plena tu vida o por el contrario, estás haciendo una actividad y pensando en la que viene a continuación?.

jueves, 15 de junio de 2017

¿Cómo superar el miedo? Lo contrario del amor es el miedo.

Se dice que lo contrario del amor es el odio. Pero la verdad es que lo opuesto al amor, es el miedo.


Tú eliges, vivir desde el amor o desde el miedo.

Y ese miedo escenifica la peor versión de la persona.

El miedo natural es una emoción que alerta. El problema viene cuando se mezcla con nuestra imaginación y se convierte en temor, (miedo tóxico) que paraliza. Este miedo tóxico se sostiene en la invención de cosas que ya pasaron o que nunca ocurrirán. De este miedo tóxico toma distancia.

El miedo tóxico se alimenta de la ansiedad, envidia, enojo, depresión, frustración, celos y estrés. Y se somatiza en enfermedades psicosomáticas y gastrointestinales. Este miedo tóxico aparecerá en la persona al perder a alguien o algo, a poder equivocarse, a ser el culpable o no cumplir con las expectativas.

Existen muchos tipos de miedos.
En el ámbito del trabajo surge el miedo al cambio por la incertidumbre contractual, el  miedo al fracaso por experiencias anteriores y también el miedo al rechazo. Al ser rechazado el miedo te ayudará a crear estrategias para no volver a experimentar el rechazo nunca más.

Lo contrario del amor no es el odio.

El odio aparece cuando otras personas o circunstancias no cumplen con nuestra expectativa o también cuando jugamos a ser el gran inquisidor, permitiéndonos juzgar a los demás.
La ansiedad, la ira, el odio son disfunciones del estadio de la conciencia atrapado en el tiempo.

Lo que el ego llama amor es posesión y apego que puede transformarse en odio. La expectación ante un suceso venidero, que es la sobrevaloración del futuro, se transforma fácilmente en lo contrario (frustración o decepción) cuando el suceso ha terminado o no cumple la expectativa de tu ego.

Hay que entrenar el cerebro, dejándolo libre de pensamientos, sobre todo, de pensamientos centrados en uno mismo, que es lo que nos vuelve miserables.

“Cuántas cosas perdemos por miedo a perder” Paulo Coelho

No hay que permitir que el miedo sea el capitán de nuestro barco.



No se equivoca quien ensaya distintos caminos para alcanzar sus metas. Se equivoca aquel que por temor a equivocarse no actúa y permanece en su zona de confort evitando su crecimiento y evolución.

Si no luchas por lo que amas, entonces no llores por lo que pierdas.


Suscríbete a nuestro canal de Youtube

Pregunta: ¿Cuál es tu proyecto? ¿Qué miedo te lo impide?  

miércoles, 5 de abril de 2017

Telented Europe en Auditorio de Tenerife (6 de abril 2017)

Presentación de la Web Talented Europe, jueves 6 de abril en el Auditorio de Tenerife.


Auditorio de Tenerife

¿Conoces a estudiantes con talento que desean incorporarse al mercado laboral? ¿Necesitas en tu empresa a jóvenes con talento?
La aplicación Talented Europe está diseñada para unir empresas y estudiantes cuyas habilidades y conocimientos han sido validados por sus instituciones educativas.

El Jueves 6 de Abril del 2017 en el Auditorio de Tenerife Adán Martín se ha llevado a cabo la presentación de la aplicación Talented Europeun proyecto Erasmus+ KA2 de asociaciones estratégicas, financiado por la UE en la que el CIFP César Manrique coordina y en el que participan como socios: IES Puerto de la Cruz – Telesforo Bravo, en Tenerife – España; University of Bedfordshire, en Luton – UK, Technical University of Kosice, en Kosice – Eslovaquia y European Projects Association, en Bruselas – Bélgica.
Tienes disponibles los folletos sobre la aplicación en los siguientes enlaces:
Para Empresas  

La  agenda para el evento multiplicador será la siguiente(programa de la jornada):
·         09:30-10:00  Registro y acreditación.
·         10:00-10:15  Apertura de evento.
·         10:15-10:45  Presentación del proyecto Talented Europe.
·         10:45-11:10  Mara Esteban @maraesteban. Directora de GEN-Generando Talento. “Tu capacidad de aprender: tu mejor talento”



·         11:10-11:40  Coffee break.
·         11:40-12:00  José Manuel Rodríguez Macías. Director de ATOS Canarias.



·         12:00-13:00  Aplicación Web – Talented Europe.



·         13:00-13:30  Campus Iberus: un modelo innovador de cooperación interuniversitaria para la promoción de talento
·         13:30-15:00  Almuerzo.
·         15:00-15:20  “Proyectos formativos del PCTT: Hacia los perfiles demandados por la industria” a cargo de Coqui García, directora PCTT.



·         15:20-15:40  Enrique Borrell @EnriqueBorell. Mentor-Coach-PNL. “Si cambio, todo cambia”.



·         15:40-16:00  Despedida de la jornada.



Resumen de imágenes de la jornada



Reunión expontánea al finalizar la jornada




Fuente: CIFP César Manrique


domingo, 12 de febrero de 2017

Coloca los números en las casillas vacías


Comunicación y Tecnología: "Comparto, luego existo"


Interesante artículo de ISABEL F. LANTIGUA  en EL MUNDO.

He propuesto trabajarlo en clase con mi alumnado, solicitándoles una redacción que trate los siguientes conceptos claves como: tecnología, redes sociales, identidades digitales, empatía, escucha, capacidad de concentración, pérdida de hábito de aprendizaje, comunicación, ego, individualización,…

Pasos:
1. Formar un grupo de 2 personas, máximo 3.
2. Leer el artículo.
3. Poner título al artículo que elaboren.
4. Exponer en clase.


La conversación se muere
"Sin conversación cara a cara perdemos lo que nos diferencia de otras especies: la humanidad"
"Los estudiantes universitarios preferían darse descargas eléctricas antes que estar a solas con sus ideas"
"Ha surgido un nuevo ser, hiperconectado, definido por 'comparto, luego existo', pero que se siente solo.

"¿Acaso todos estos pequeños tuits, estos sorbitos de conexión online, no suman juntos un gran trago de conversación real?", se preguntó el actor y cómico estadounidense Stephen Colbert. Un interrogante que se quedó rondando en la cabeza de Sherry Turkle, profesora del MIT (Instituto Tecnológico de Massachusetts) y con tres décadas dedicadas a la investigación de las relaciones entre el hombre y la tecnología. "No", fue su respuesta tajante. "La tecnología ha hecho que estemos experimentando una huida de la conversación cara a cara" y esto tiene consecuencias muy negativas porque "la conversación es la base de la democracia y los negocios, sustenta la empatía y es básica para la amistad, el amor, el aprendizaje y la productividad". Sin ella, dice esta experta, "perdemos aquello que nos diferencia del resto de las especies, perdemos nuestra humanidad".

Tras entrevistar durante cinco años a cientos de personas en el ámbito laboral, familiar y educativo y después de reflexionar sobre sus propias experiencias y de revisar estudios sobre el asunto, Sherry Turkle publica en España este 8 de febrero 'En defensa de la conversación' (Ático de Los Libros), un análisis sobre el riesgo que corremos al perder la capacidad de hablar a la cara, al eliminar el contacto visual, al negarnos la espontaneidad en una charla en persona. Casi 500 páginas sobre esta "grave amenaza" que tenemos encima, este conversicidio que estamos cometiendo, pero con un mensaje optimista: "estamos a tiempo de atajar el problema. 
Tenemos lo más importante, nos tenemos los unos a los otros".

En "el libro que hará que hablemos sobre cómo ya nunca hablamos", según lo describió 'The Washington Post' y que "evoca un periodo, no muy lejano en el tiempo, en el que la conversación, la privacidad y el debate no eran boutiques de lujo", como escribió The New York Times', esta psicóloga -no antitecnológica pero sí proconversación- habla de una "crisis de empatía", porque "incluso un teléfono en silencio sobre la mesa nos desconecta". Turkle constata que ahora "esperamos más de la tecnología y menos del otro" y que "hemos sacrificado la conversación por la mera conexión". Pero que tras esto se esconde una dolorosa realidad: "la sensación de que nadie nos escucha".

Ha surgido un nuevo ser, multitarea, hiperconectado, que se define por "comparto, luego existo", pero que, paradójicamente, se siente más solo. "Hemos pasado de estar en una comunidad a tener la sensación de estar en una comunidad. ¿Hemos pasado también de la empatía a la sensación de empatía? ¿De la amistad a la sensación de la amistad? Debemos prestar mucha atención a esto", advierte la especialista del MIT.

"No soportamos estar a solas"

En una entrevista con EL MUNDO, Turkle comenta que al poco de empezar a investigar se dio cuenta de "la estrecha relación que existía entre la huida de la conversación y la huida de la soledad. La gente tiene miedo de pasar tiempo a solas. Trabajos realizados con estudiantes universitarios demuestran que éstos prefieren administrarse descargas eléctricas a sí mismos antes que estar a solas con sus pensamientos, sin teléfono, sin dispositivos o sin un libro. Para estos jóvenes, la soledad, con su carencia de estímulos externos, es algo literalmente insoportable". Han leído bien. Descargas con tal de no estar consigo mismos. Suena a ciencia ficción, pero es una escena de hoy.

Una cuarta parte de los adolescentes se conectan a un dispositivo durante los cinco primeros minutos después de despertar. Envían una media de 100 mensajes de texto al día.

"La presencia de dispositivos interactivos que siempre llevamos encima implica que nunca más tenemos que sentirnos solos. Esto se hace evidente en la cola del supermercado o en un semáforo en rojo: la gente no se permite tiempo para reflexionar. Pero la capacidad para pasar tiempo con uno es un requisito para cualquier relación", añade la autora. Y es importante porque trasciende el ámbito privado. Lo explica Turkle: "Ahora mismo en EEUU estamos viviendo un momento en el que necesitamos pensar profunda y críticamente sobre cuestiones políticas. No podemos limitarnos a reaccionar sin más", a tuitear sin más, "necesitamos pensar las cosas con calma. Reflexionar las consecuencias. Hablar con uno para poder hablar luego con los demás".

Pero esto no está ocurriendo. "Hacemos cosas que eran muy raras pero a las que nos hemos acostumbrado muy rápido. Por ejemplo, mandamos sms o entramos en Facebook durante reuniones corporativas. Chateamos en funerales. Nos alejamos de nuestro duelo para meternos en el móvil. Y lo que creo es que nos estamos metiendo en un problema", indica la psicóloga..
Paradójicamente esta entrevista se produce gracias a las nuevas tecnologías y a través del correo electrónico, no en persona. Una forma elegida por la propia Turkle pero en la que admite que nos perderemos cosas. "No se producirá una serendipia, no descubriremos nuestros intereses comunes, no habrá química. No tendré la posibilidad de entablar una amistad con alguien de España", responde por la parte que le toca.

Pero la investigadora del MIT quiere dejar clara una cosa: "He conocido a muchísima gente que describe la gran intimidad y la increíble calidez, sensualidad y conexión que sienten cuando se comunican a través de mensajes. Siento un nuevo respeto por lo que los mensajes son capaces de conseguir. Nos ofrecen una forma divertida, a veces erótica, a veces emocional y, a menudo, emocionante de comunicarnos. No estoy en contra de eso. Pero hay cosas que sólo la conversación puede aportarnos y es importante admitirlo".

Conversaciones en cuatro sillas

Matizado el hecho de que no propone el cara a cara en detrimento de los mensajes y que ésa es una discusión en la que no cree, Sherry analiza la conversación en todas las esferas y para ello recurre a las tres sillas que imaginó el escritor y filósofo Thoreau cuando se retiró al estanque Walden: las conversaciones con "una silla" -las que mantenemos con nosotros mismos, en soledad-; las de dos sillas -las charlas con los amigos- y las de tres sillas -las que se producen en el mundo laboral y educativo-. No obstante, la psicóloga añade una "cuarta silla": para las conversaciones que mantenemos con máquinas.

Empecemos por lo que Turkle ha observado que nos sucede cuando estamos a solas con nosotros mismos. Y que es, básicamente, que no lo aguantamos. Esta experta insiste en la importancia de "encontrarnos a nosotros para hablar con los demás. Si no enseñas a tus hijos a estar a solas, únicamente aprenderán a ser personas solitarias".

"Hoy en día los padres no quieren que los hijos tengan ningún rato muerto. Pero el aburrimiento infantil es un motor, es la chispa que enciende la imaginación". Hablando con padres, la investigadora percibe que "se dan cuenta de que sus hijos son menos empáticos de lo que deberían ser a su edad". De hecho, según explicaron los maestros de una escuela estadounidense, "los niños de 12 años juegan en el patio como si tuvieran ocho. Se excluyen unos a otros como lo harían los chicos más pequeños. Y lo más doloroso es que no son capaces de ver cuándo hieren los sentimientos de los demás. Luego se sientan en el comedor y miran el teléfono. Cuando comparten cosas, lo que comparten es lo que hay en sus teléfonos. La vieja conversación enseñaba a sentir empatía. Estos estudiantes parecen comprenderse cada vez menos".

Y la situación empeora a medida que crecen. Según los estudios "durante los últimos 20 años hemos presenciado un declive de un 40% en los marcadores de empatía entre los estudiantes universitarios".

El 66% de los trabajadores que participaron en una encuesta afirmó no ser capaz de concentrarse en una sola cosa debido a las nuevas tecnologías.

Lo irónico es que "los padres se quejan de que los niños no quieren hablar con ellos porque están ocupados con el teléfono a la hora de comer; los hijos se quejan de que sus padres hacen lo mismo". No entienden que "las conversaciones en el seno de la familia son el campo de entrenamiento de la empatía y que no hay mejor manera de desincentivar el bullying que dotar a los niños de la capacidad de ponerse en el lugar del otro y reflexionar sobre el impacto de sus acciones". Dice la autora que "estamos privando a los niños no sólo de palabras, sino también de adultos que los miren a los ojos". Y lanza una pregunta al aire: ¿Prestaremos atención si, una década después, temerosos de quedarnos solos, nuestros hijos nos muestran el precio que hemos pagado?".

Primer paso: recuperar la atención
Una encuesta realizada en 2013 demostró que un 20% de la gente entre 18 y 34 años contestaba al teléfono mientras mantenía relaciones sexuales. Nueve de cada 10 estudiantes afirma enviar mensajes de texto en clase. El 80% duerme con sus móviles. Un 44% admite que nunca desconecta. "Recuperar la conversación empieza por recuperar nuestra atención", explica Turkle, que afirma que "las primeras generaciones de niños que crecieron con teléfonos inteligentes no saben cómo entablar una conversación ni se sienten cómodos cuando lo hacen, les provoca ansiedad". De hecho, los estudios citados en el libro demuestran que quienes pasan mucho tiempo conectados tienen menor capacidad para identificar sentimientos. Son menos empáticos y menos creativos.

La amistad, recoge el ensayo, también se resiente porque parece que "ahora consiste en estar siempre disponible, siempre alerta, por si hay alguna emergencia". Y ahí viene otra paradoja: cuando estamos separados: hipervigilancia. Cuando estamos juntos: falta de atención. El mundo laboral tampoco es ajeno a esto. Cientos de empresarios entrevistados para el libro reconocen sin titubeos que la conversación cara a cara es "un requisito para construir confianza, para vender algo y para cerrar un trato", además de mejorar la productividad y las relaciones entre empleados.

La cuarta silla que incorpora Turkle hace referencia a la tentación que sentimos no sólo de hablar a través de máquinas sino de hablar con máquinas. "El término inteligencia solía implicar sensibilidad, capacidad de percepción, conciencia, discernimiento, razón, agudeza e ingenio. Y, sin embargo, ahora decimos tranquilamente que las máquinas son inteligentes". Y ¿de qué hablamos cuando hablamos sobre las conversaciones que mantenemos con las máquinas? "Hablamos de nuestro miedo a los demás, de nuestras decepciones con los demás, de nuestra falta de vida en comunidad, de nuestra falta de tiempo". Y mientras "tratamos a las máquinas como si fueran casi humanas, tratamos a los seres humanos como si fueran casi máquinas".

Cierto. Su tesis nos deja tocados, pero aún no hundidos. A pesar de este panorama, no es demasiado tarde. "Tenemos tiempo para recordar quienes somos: criaturas con historia. Criaturas de conversaciones toscas, arriesgadas y cara a cara". Por eso "es hora de recuperarlo". Porque hablar no cuesta nada, pero la conversación no tiene precio.

¿Qué podemos hacer desde ya? Pautas de Turkle

·         No vayas a todas partes con un dispositivo en la mano
·         Disminuye la velocidad, aprende a escuchar tu voz interior. Tómate tu tiempo y tómate tiempo para estar tranquilo.
·         Crea espacios sagrados para la conversación.
·         Habla con la gente con la que no estés de acuerdo. Nuestros prejuicios afectan tanto a nuestra conversación como nuestras distracciones,
·         Intenta evitar pensar en términos dicotómicos. El mundo digital se basa en elecciones binarias, pero nuestro pensamiento no puede operar de ese modo.

Entradas populares

Quizás también te interese:

¿Cómo controlar la ira? La leyenda de los dos lobos

Cada uno de nosotros vivimos luchas en nuestro interior y tenemos la capacidad de elegir nuestra manera de manifestarnos en la vida. Esta e...