jueves, 11 de diciembre de 2014

3 ejemplos de Trabajo en Equipo



Deja de enfocarte en el “yo” y crea el “nosotros”. Descubre cómo hacer que tus empleados colaboren y persigan una meta en común.

"Tanto en el deporte como en la vida, el trabajo en equipo es esencial”.

Esta forma de trabajar, en la que todos los participantes son responsables de las metas, es la más asertiva para cualquier tipo de organización. Esto no sólo porque es más fácil cumplir con los objetivos; sino también porque es la mejor manera de retener talento y fomentar un clima laboral envidiable.

Una de las claves del buen funcionamiento de un equipo de trabajo es que las metas personales sean compatibles con los objetivos del equipo.

Las personas que integran los equipos de trabajo deben de estar predispuestas a anteponer los intereses del grupo a los personales, a valorar y aceptar las competencias de los demás, a ser capaces de poder expresar las propias opiniones a pesar de las trabas que se encuentre por parte del resto de componentes del grupo.

Para trabajar en equipo es fundamental promover canales de comunicación, tanto formales como informales, eliminando al mismo tiempo las barreras comunicacionales y fomentando además una adecuada retroalimentación. Debe existir un ambiente de trabajo armónico, que permita y promueva la participación de los integrantes de los equipos, donde se aproveche el desacuerdo para buscar una mejora en el desempeño.

Las competencias que los miembros de equipo tienen que tener desarrolladas son las de gestión del tiempo, la responsabilidad y compromiso. Es necesario además, contar con capacidades como facilidad para la comunicación y de establecimiento de relaciones interpersonales.

Las emociones se contagian.

Tanto la buena vibración como la mala se contagian tan rápido como los virus de un resfriado, según apunta David Goleman en su libro Inteligencia social.

Todos podemos ser portadores y transmisores de estas emociones, aunque no siempre somos conscientes de ello.

Una visión centrada en equipos, valora a las personas en función de su aportación individual y de su capacidad para integrarse y aportar al equipo de trabajo.

Este material visual pretende conseguir que el alumnado pueda planificar los recursos humanos de las organizaciones, sepa reclutar y seleccionar profesionales, y sea capaz de gestionar el aprendizaje individual y colectivo en entornos presenciales, motivando a personas y a equipos para alcanzar los objetivos organizacionales.

Si nuestro objetivo es disfrutar y ser felices en la vida, tendremos que intentar rodearnos de aquellas personas que nos ayudan a conseguir esa meta.

Actividad en el aula: Señalar 10 conceptos claves que a tu criterio se diferencian en cada uno de los vídeos y que lo caracteriza y diferencia respecto de los otros dos vídeos. Una vez detectado en cada uno de los tres vídeos los 10 conceptos claves, elaborar una redacción identificando estos 10 conceptos con realidades en la gestión de equipos en la empresa, en un departamento, en un equipo de baloncesto o futbol,...

Entradas populares

Quizás también te interese:

La leyenda de los dos lobos: La ira

Cada uno de nosotros vivimos luchas en nuestro interior y tenemos la capacidad de elegir nuestra manera de manifestarnos en la vida. Esta e...