jueves, 31 de octubre de 2019

9 consejos para controlar la ira


La ira, la rabia, el enfado...son emociones que tienen el mismo origen: el miedo. Y en muchas situaciones de la vida, todos y todas somos vulnerables al miedo y al enfado.
Si no nos enfadáramos, seríamos incapaces de romper ciertas situaciones que nos dañan y también de enfrentarnos a circunstancias de abusos. El enfado y la ira se convierten en el germen de la justicia social.

1. Toma conciencia para analizar la situación con menos negatividad, afrontando los problemas con control.

2. Autocontrol para identificar cuáles son las causas y re-interpretar esa situación vivida. Los cambios que nos gustaría ver en el exterior sólo son posibles desde un cambio en nuestro interior.

3. Acepta y perdona es el primer paso para cambiar la situación.  El perdón nos libera y nos permite aprender que el pasado ya pasó. Aceptar lo sucedido y perdonar no supone una reconciliación con la persona que te ha ofendido, sino una liberación personal. Practicar el perdón nos ayuda a reducir el estrés, la ira y el dolor.

4. La vida no es ganar o perder. Vivimos la vida como una competición y nos debilita emocionalmente.

5. Evita situaciones y personas tóxicas Hay que pensar que han aparecido en tu vida para que tú aprendas. A veces quién crees que te ha ofendido te muestra aspectos en los que tú no te has respetado.

6. Desidentificación: piensa que han transcurrido unos años y al mirar atrás, ves el motivo del enfado más pequeño.

7. Practica actividad deportiva y descanso para alimentarte de endorfinas, la hormona de la felicidad.

8. Dedica un tiempo a la Relajación y meditación. Atención plena.



Entradas populares

Quizás también te interese:

¿Cómo controlar la ira? La leyenda de los dos lobos

Cada uno de nosotros vivimos luchas en nuestro interior y tenemos la capacidad de elegir nuestra manera de manifestarnos en la vida. Esta e...